Cómo reducir gastos en tu empresa y hacerla más rentable

Reducir gastos

Compartir

Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Existen diferentes alternativas a la hora de aumentar los beneficios de una empresa o startup.

La mayoría opta por implementar técnicas que les ayuden a vender más, algo con lo que estamos totalmente de acuerdo pero, ¿por qué no complementarlas con estrategias para reducir gastos?

De manera conjunta, ambas opciones pueden multiplicar el efecto deseado.

Como bien sabes, en Lean Finance no somos expertos en ventas, pero sí en finanzas. Así que, ¿qué te parece si te echamos una mano en lo que respecta a reducir gastos?

En los siguientes párrafos te daremos algunos tips de interés.

Cuáles son los gastos más comunes en las empresas

Lejos de pensar en gastos específicos como los impuestos o los sueldos de empleados, es preciso hacer distinción entre cuatro tipos de costes y gastos: directos, indirectos, fijos y variables.

  • Costes directos. Están estrechamente ligados a la producción. Se corresponden con recursos y materias primas destinados para elaborar un producto o prestar un servicio.
  • Costes indirectos. Igualmente se destinan a la producción, pero no son consecuencia directa de ella. Son, por ejemplo, los relacionados con administración o comercialización.
  • Gastos fijos. Entendemos por gastos fijos los que no varían en función del volumen de producción. No tienen que ser recurrentes. Por ejemplo, el alquiler de una oficina, una hipoteca o facturas de servicios.
  • Gastos variables. A diferencia de los anteriores, estos sí varían en función de la producción. Son, por ejemplo, las materias primas.

Importancia de reducir gastos

Como decíamos al inicio, existen diferentes alternativas a la hora de incrementar el beneficio de una empresa. Una de ellas consiste en reducir gastos.

Cuando los beneficios suben y los gastos bajan, rápidamente la empresa se vuelve más rentable. Y eso es lo que nos interesa.

La importancia de reducir gastos está en alcanzar la rentabilidad. En el momento en que una empresa llega a ser rentable, puede comenzar a crecer. Y, como CFOs de muchas startups, es lo que siempre buscamos.

5 Estrategias para reducir gastos en una empresa

Además de poder disfrutar de una elevada rentabilidad, reducir gastos y tener control sobre ellos, ayudará a tu startup a evitar tensiones financieras importantes.

Tu contabilidad estará más saneada y podrás tomar decisiones sin ningún tipo de presión económica.

Es por ello que deberías evaluar periódicamente todos los gastos que hay en tu startup.

Con el paso del tiempo, puede ocurrir que tengas gastos que ya no recuerdas, pero que se están comiendo parte de tus ingresos.

En Lean Finance, como CFO de diferentes startups, nos ocupamos de ello: llevamos un control exhaustivo de los gastos, entre otros aspectos financieros, y vigilamos que no existan salidas de dinero innecesarias.

Si quieres que también lo hagamos con tu negocio, escríbenos.

¿Vemos ahora algunas de las estrategias que puedes aplicar para reducir gastos?

Digitaliza tu información

Si realmente quieres saber cómo reducir gastos en una empresa, comienza por mejorar el control que haces sobre ellos.

Te proponemos mantener digitalizada la información sobre tus gastos. Esto te ayudará a minimizar errores relacionados con la pérdida de facturas o tickets.

Si recopilas la información conforme se genera y la almacenas en un software especializado, podrás hacer un seguimiento más cercano e incluso a tiempo real.

Lo ideal no es que solo la almacenes, sino que la clasifiques y mantengas ordenada para poder analizar gastos y tomar decisiones.

Revisa tus gastos de forma periódica

Tal y como te adelantamos, revisar los gastos de cada mes, trimestre o año de manera periódica, te ayudará a identificar pequeñas partidas que no son necesarias.

Si tienes dudas sobre cualquiera de ellos, pregúntate si realmente necesitas dicho producto o servicio y si podrías encontrar una alternativa más económica que te ofreciera las mismas funcionalidades o resultados.

Trabaja con un presupuesto

Si realmente te preguntas cómo reducir gastos en la empresa, traza un presupuesto. Se trata de una herramienta que te ayuda a hacer una previsión de gastos, a la vez que sirve para limitar el dinero a gastar.

Te recomendamos que cada año elabores un nuevo presupuesto basado en las experiencias del anterior. Cada vez tendrás cifras más realistas y podrás reducir gastos que te permitan alcanzar la rentabilidad.

Negocia con tus proveedores

Si crees que tus proveedores podrían ayudarte a reducir costes, habla con ellos y llega a un acuerdo que sea beneficioso para ambos. Por ejemplo, existe la posibilidad de adquirir un compromiso de permanencia a cambio de una reducción en la tarifa.

También puedes negociar un aumento en el volumen de pedidos a cambio de una bajada del precio por unidad, en caso de tratarse de materias primas.

Externaliza servicios

Esta opción es realmente atractiva para reducir gastos y aumentar la productividad en una startup. A veces, el volumen de trabajo que genera una empresa de este tipo en un determinado área no es suficiente como para contratar a una persona.

O por el contrario, no existen recursos internos para dar respuesta a una necesidad y otra empresa externa puede cubrirla.

En ambos casos la externalización de servicios puede ayudarte a evitar gastos y a obtener grandes beneficios y resultados.

¿Quieres reducir gastos en tu startup? Empieza por aquí

Para poder reducir gastos es esencial que exista un profesional dedicado en exclusiva a la finanzas de tu startup. Normalmente este rol es ocupado por el CFO, quien, además de vigilar los gastos, se ocupará de garantizar el bienestar financiero de la empresa.

Si actualmente no existe esta figura profesional en tu startup, o ni si quiera cuentas con un departamento financiero, escríbenos.

El primer paso para que las finanzas no se conviertan en un problema o la ausencia de gestión provoque fugas de dinero, es ponerlas en manos de un equipo experto.

Hablemos y te explicamos cómo te podemos ayudar.

Suscríbete a nuestra newsletter

También te puede interesar